Hay que involucrar a las familias en el desarrollo de sus hijos

La participación de los padres de familia en el desarrollo de sus hijos y la importancia de los programas de mejoramiento de crianza en zonas rurales fueron las principales conclusiones de la décima sesión del programa virtual “De 0 a 3… un buen comienzo de vida”, cuyo tema fue: “¿Qué necesitan aprender las familias sobre el desarrollo y aprendizaje temprano?".


María Núñez, coordinadora del proyecto Ludotecas Infantiles, de la Asociación por una Infancia Feliz (AIFE),  aseguró que  es fundamental involucrar a la familia en el desarrollo temprano de los niños, para que encuentren adecuadas técnicas de crianza, ya que para los niños, “no hay mejor maestro que sus padres”.


“En las comunidades primero hay que sensibilizar a las autoridades, y luego ya empezar a trabajar con las familias. Una vez que las familias se dan cuenta de la importancia y la diferencia positiva que dan estos talleres para sus hijos, les exigen a sus autoridades que los mismos continúen y se amplíen” señaló.


La especialista manifestó que  muchas veces las madres que participan en los programas tienen una buena actitud, e involucran a los padres, rompiendo con esto muchos mitos de la zona rural acerca de la crianza de los hijos por el hombre. Además aprenden conceptos como motricidad, que pueden aplicar en casa.


Sin embargo, consideró que se debe conocer las costumbres de cada pueblo para que el mensaje de los talleres llegue adecuadamente, y además usar herramientas que permitan la interacción de padres e hijos, como por ejemplo el teatro con títeres, lo cual tuvo muy buena recepción en las comunidades.


Nuñez finalizó su intervención con la frase: “Las madres son sabias, y teniendo mayor información, pueden hacer maravillas con sus niños”


Por su parte Ethel  Ghersi, psicóloga especialista en desarrollo infantil, coincidió en que hay una gran necesidad de trabajar de vincular más a las familias con la formación de sus hijos en todas las comunidades. “Hay que aplicar una metodología de formación de adultos y promover el juego entre padres e hijos para fortalecer su vínculo como factor protector para la vida”.


También habló de  fortalecer la capacidad de las familias para criar a sus hijos, y desarrollar sus competencias, estableciendo una conexión emocional con la familia. “Debemos conocer los  distintos tipo de familia, para de cuerdo a cada una de ellas, generar  buenas condiciones de crianza”.


Ghersi sostuvo que las instituciones educativas están desvinculadas de las familias, y hay que tener una visión integral del ser humano, centrada en los niños y sus familias”, añadió.


“Lo más valioso para los niños no son las cosas materiales, sino lo que puedan hacer por ellos, y estar siempre presentes para sus hijos. Al compartir tiempo con los niños les demostramos cuanto los queremos, y es parte de su proceso de aprendizaje”, puntualizó.



 

 

Deja tus comentarios

Comentarios

  • No tiene comentarios